Lima, Perú
+5113014109

Taylor Swift para evitar grabaciones incómodas

Taylor Swift para evitar grabaciones incómodas


¿Es la DMCA una de las peores leyes que se han dictado en los últimos 50 años? Cada día parece estar más claro que sí, puesto que más que haber servido a su propósito original, es decir,  velar por los propietarios de contenidos protegidos por derechos de autor frente a una incipiente piratería por Internet, que empezaba a despuntar a finales de los 90 y principios de los 2000, , se está demostrando como una herramienta sensacional para usos, cuanto menos cuestionables.

¿Ejemplos de ello? Pues por ejemplo la eliminación de GitHub del código fuente de YouTube-DLsu , una extensión que permitía descargar contenido de YouTube o su utilización para eliminar opiniones incómodas, por no hablar del abuso de las gestoras de derechos, que son quienes deciden qué es y qué no es fair use, en muchas ocasiones en contra de la propia definición de dicho concepto. El lobo a cuidar de las ovejas, eso es lo que permite la DMCA, y por eso de su mano han llegado los abusos, que no obstante parece que al final empiezan a perseguirse.

Sea como fuere, quizá recordarás que hace unos meses hablamos de una tendencia, y era emplear los contenidos protegidos por derechos de autor para, al amparo de la DMCA, evitar grabaciones «incómodas». Sobre su efectividad podemos hablar más adelante, pero hoy mismo The Verge se ha hecho eco de un ejemplo de ello, en un vídeo en el que podemos ver como un policía, en una discusión en la que está siendo grabado, saca su teléfono móvil y empieza a reproducir una canción de Taylor Swift.



«Puedes grabar todo lo que quieras. Solo sé que no se puede publicar en YouTube«, podemos escuchar que afirma el policía tras iniciar la reproducción de la música de Taylor Swift que, obviamente, tiene derechos de autor, y que por lo tanto queda protegida por la DMCA. ¿Y qué es lo que persigue el agente? Que ContentID, el sistema empleado por YouTube para detectar contenidos protegidos identifique la canción, y que envíe aviso a las propietarias de los derechos para que actúen según su criterio… como decía, por cortesía de la DMCA.

Y no, no se me escapa que el vídeo está subido en YouTube, por lo que parece que en un primer momento la estrategia del agente de policía no ha funcionado, pero debemos recordar que el contenido protegido por derechos no se bloquea automáticamente. En un primer momento, cuando detecta el contenido, muestra un aviso de ello al propietario del canal, detiene la monetización del vídeo y queda a la espera de que el propietario de los derechos decida qué hacer.

Dicho de otra manera, es posible que ese vídeo desaparezca en unas pocas horas, que lo haga en unos días o semanas, o que los propietarios de los derechos decidan no bloquearlo y que, por lo tanto, la acción de este policía haya resultado inútil. No obstante, desde el mismo momento en el que hace uso de este sistema, nos hace pensar que ya ha debido funcionar en alguna otra ocasión, e incluso que es posible que ellos mismos reporten el vídeo a YouTube por el contenido protegido. Otro ejemplo de abuso, o al menos intento de abuso, de la infame DMCA.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00