Lima, Perú
+5113014109

Suspenden a la tripulación de un vuelo por atar a un pasajero

Suspenden a la tripulación de un vuelo por atar a un pasajero


Imagen para el artículo titulado Una aerolínea suspende a varios asistentes de vuelo por retener con cinta adhesiva a un pasajero violento

Captura de pantalla: ABC 6

Frontier Airlines a suspendido a la tripulación de uno de sus vuelos por no seguir el protocolo establecido a la hora de retener a un pasajero hostil en su asiento. Los tripulantes sujetaron al pasajero con cinta adhesiva al asiento después de que este ocasionara problemas durante el vuelo.

Según ABC 6, el causante del incidente fue un pasajero de 22 años de Norwalk, Ohio, llamado Maxwell Berry. El pasajero, que iba en un vuelo Philadelphia-Miami, golpeó a un asistente de vuelo después de tocar indebidamente a dos de sus compañeras. El informe policial especifica que, tras tomarse dos copas, Berry aplastó al vaso vacío contra una de las azafatas y se derramó otra bebida sobre la camiseta. Después se la quitó y, cuando una de las asistentes le ayudó a sacar una camiseta limpia de su equipaje de mano, el pasajero procedió a tocarle los pechos y propinó un puñetazo en la cara a un compañero que acudió en su ayuda.

Tras una corta trifulca, los demás pasajeros retuvieron a Berry. El informe no especifica quién se encargó de atar al pasajero al asiento usando cinta adhesiva, pero el procedimiento lo mantuvo ahí hasta el momento del aterrizaje. La policía lo recogió en el mismo avión y procedió a trasladarlo a la comisaría del condado de Miami-Dade bajo cargos de asalto y agresión.

El reportero de ABC Sam Sweeney tuiteó un vídeo del individuo increpando a gritos a la tripulación y jactándose de que su familia es rica y tiene dos millones de dólares mientras un asistente con el emblema de la aerolínea lo sujeta al asiento con cinta y le pone la mascarilla en su sitio.

“Por desgracia”, continua Sweeney, “no se siguieron los protocolos establecidos para retener a un pasajero, por lo que la tripulación implicada se encuentra suspendida a la espera de investigación.”

La decisión ha sido rápidamente matizada después de que la Asociación de Asistentes de Vuelo interpusiera una queja y de que el vídeo se subiera a redes sociales, provocando un aluvión de mensajes en defensa de la actuación de la tripulación y en contra de su suspensión. Como respuesta, la aerolínea emitió un comunicado que dice:

Frontier Airlines mantiene el máximo respeto y preocupación por sus asistentes de vuelo, incluyendo los que fueron asaltados durante este vuelo. Apoyamos las necesidades de la tripulación y de las fuerzas del orden a la hora de investigar y procesar al pasajero involucrado. La situación actual de la tripulación de baja remunerada es la práctica habitual en este tipo de casos hasta que termine la investigación.

El incidente no es un caso aislado. El Washington Post informaba hace solo unas semanas de otro caso en un vuelo Dallas-Fort Wort – Charlotte en el que una mujer fue atada de manera similar a la silla después de que intentara abrir la puerta del avión en pleno vuelo. En aquel incidente, la aerolínea aplaudió públicamente la actuación de la tripulación.

El número de incidentes durante vuelos se ha incrementado de forma dramática durante la pandemia. Muchos de los incidentes están relacionados con pasajeros que se niegan a ponerse la mascarilla (que es de uso obligatorio salvo en los momentos en los que se sirve comida o bebida). La Administración Federal de Aviación (FAA) reportó 3.715 casos entre enero y agosto de 2021. En ese informe, la FAA explica que aparte de los posibles cargos criminales a los que se enfrentan ese tipo de pasajeros rebeldes, las aerolineas suelen interponer demandas de decenas de miles de dólares. Normalmente estos incidentes también se saldan con el veto permanente del pasajero con esa aerolínea concreta.

Una reciente encuesta realizada por la Asociación de Asistentes de Vuelo reveló que de 5.000 asistentes encuestados, el 85% ha tenido que lidiar con un pasajero desobediente en el último año. El 17% de los tripulantes han tenido que enfrentarse físicamente a pasajeros. Los mótivos más comunes para estos incidentes son el uso de mascarillas, el consumo de bebidas alcohólicas y los retrasos. “Lo que estamos viendo es un incremento de los niveles de hostilidad en los aviones”, explica Paul Hartshorn, portavoz de la Asociación de Asistentes de Vuelo. “Es una tendencia increíblemente peligrosa”.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00