0
Lima, Perú
+5113014109

¿quién está detrás de ellas?

¿quién está detrás de ellas?


Las filtraciones de Apple son, sin duda, un elemento informativo de lo más recurrente y que, así pasen los años, siguen resultando de gran interés para muchísimas personas. Tanto es así que, en algunos casos, incluso ha llegado a circular la teoría de que era la propia Apple la que recurría a filtrar, de manera controlada, información sobre el estado de desarrollo de sus proyectos, con el fin de mantener el interés de los usuarios sobre los mismos.

Parece, sin embargo, que las filtraciones de Apple no son tan del gusto de los de Cupertino como cabría pensar, hasta el punto de que la compañía se habría embarcado en un juicio contra un ex empleado, al que culpa precisamente de eso, de haber filtrado información y secretos comerciales a un periodista, al que no se ha identificado públicamente, y del que, a cambio, habría obtenido algunos favores que no hacen sino ensuciar todavía más la imagen del ya ex-trabajador.

El ex-trabajador Simon Lancaster, quien trabajó como Jefe de Materiales Avanzados y Arquitecto de Diseño de Producto para Apple, entre otras posiciones, a lo largo de 10 años y medio, entre 2008 y 2019, periodo en el que participó en el diseño de varios productos, como el iPad, Magic Mouse y algunos Macbooks. En palabras de Apple, el empleado «abusó de su posición y confianza dentro de la empresa para difundir sistemáticamente información confidencial comercial de Apple en un esfuerzo por obtener beneficios personales«. Así, sabemos que algunas de las filtraciones de Apple de ese periodo, pudieron tener su origen en Lancaster.

Filtraciones de Apple: ¿quién está detrás de ellas?

Según podemos leer en la documentación de la causa judicial, los de Cupertino acusan a Lancaster de haber negociado con el periodista para que, a cambio de obtener filtraciones de Apple, éste escribiera artículos «optimistas» sobre una startup en la que había invertido, así como otros negativos sobre otras empresas a las que el ex-empleado deseaba boicotear por intereses espurios. Tampoco se identifican las empresas afectadas, tanto para bien como para mal, que publicó el periodista a cambio de obtener las filtraciones de Apple.

Un aspecto muy llamativo de la demanda es que pese a que Lancaster ya no es empleado de Apple, la compañía sigue considerándolo peligroso. ¿La razón? Que la empresa en la que trabaja actualmente es un proveedor de Apple y que está relacionada con un proyecto, identificado misteriosamente como Proyecto X, y que en base a los rumores recientes podrían ser las aproximaciones de la compañía a la realidad virtual y a la realidad aumentada, un área en la que las filtraciones de Apple están cobrando mucho peso los últimos meses.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00