Lima, Perú
+5113014109

Por qué los parques de Disney no tienen espejos en los baños

Por qué los parques de Disney no tienen espejos en los baños


Hemos contado en el pasado los trucos que existen en los parques Disney para engañarnos y hacer que las colas parezcan cortas. Sin embargo, en ocasiones resulta imposible no darse cuenta de ello. La eliminación de los espejos en los baños forma parte de la estrategia y los trucos de la compañía.

Disney sabe mejor que nadie que las colas son inevitables, pero también sabe que una cola bien diseñada puede llegar a formar parte de la experiencia y que sea lo menos agobiante posible. Para empezar, transformando el diseño de la cola de forma que influya en la perspectiva del público.

Por ejemplo, cuando una cola consta de 200 personas zigzagueando alrededor de cuerdas en una sala grande y abierta, es fácil que los invitados se sientan agobiados. Este diseño permite al público ver exactamente cuántas personas hay en la fila antes que ellos, lo cual no es necesariamente algo bueno cuando la fila es extremadamente larga. La solución de los diseñadores de Disney es evitar esta percepción manteniendo al público en la oscuridad cuando entran en la cola.

Sea como fuere, acudir al baño en un parque Disney puede ser un suplicio, y uno de los secretos de la compañía para evitarlo se esconde a plena vista: en sus baños rara vez verás espejos sobre los lavabos. Aunque esto puede parecer un inconveniente, en realidad es una forma de mantener el flujo de tráfico peatonal.

Como explican en Apartment Therapy, los servicios sí suelen tener un espejo grande en el interior cerca de la entrada para que los invitados lo usen según sea necesario, pero la falta de espejos de baño sobre el lavabo es una elección intencionada. Como muchas partes de los parques, los baños tienen el potencial de dibujar largas filas. Para garantizar que los visitantes pasen menos tiempo esperando su turno y más tiempo disfrutando de las atracciones (y consumiendo), los baños están diseñados para una máxima eficiencia.

¿La razón? Los espejos sobre los lavabos tientan a los visitantes a mirarse, revisar su cabello, ropa y maquillaje cuando terminan de lavarse las manos, y aunque sean comprobaciones rápidas, todo ese tiempo suma. Sin los espejos, es más probable que la gente se lave, se seque las manos y se vaya, de modo que la siguiente persona pueda entrar y la fila pueda seguir moviéndose sutilmente. [Apartment Therapy via Mental Floss]



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00