Lima, Perú
+5113014109

Logran oxigenar el cerebro inyectándole algas

Logran oxigenar el cerebro inyectándole algas


Imagen para el artículo titulado Logran mantener vivo el cerebro de un renacuajo inyectándole algas que generan oxígeno

Foto: Özugur, Straka y asociados / Universidad de Munich/ iScience

La idea de científicos inyectando una solución de algas en el cerebro de un renacuajo muerto para mantenerlo con vida suena muy a Frankenstein, pero eso es precisamente lo que ha estado haciendo un equipo de investigadores de la Universidad de Munich, y su idea podría salvar vidas en el futuro.

Hans Straka, de la Universidad Ludwig Maximilian en Munich, y su colega de la Universidad de Berna Myra Chávez Rosas querían probar el uso de algas como fuente de oxígeno dentro de un organismo vivo. Para ello cultivaron algas de la especie Chlamydomonas reinhardtii y las inyectaron en el torrente sanguíneo que irriga el cerebro de un renacuajo perteneciente a la rana de uñas africana (Xenopus laevis).

A continuación, dejaron el renacuajo en un tanque de agua desprovisto de oxígeno para respirar. En condiciones normales, el cerebro del renacuajo interrumpe su actividad debido a la falta de oxígeno, lo que en poco tiempo puede provocar daño cerebral y la muerte. Sin embargo, al iluminar el tanque, las algas microscópicas en el cerebro del animal comenzaron a realizar la fotosíntesis y a emitir oxígeno y el cerebro recuperó sus funciones. al retirar la luz, la actividad neuronal vuelve a detenerse.

El uso de organismos vegetales como método de asistencia a la respiración en animales es raro, pero no del todo inédito. La babosa marina conocida como oveja de las hojas (Costasiella kuroshimae) ha logrado incorporar cloroplastos (las células encargadas de la fotosíntesis) en su organismo como fuente de energía adicional. El fenómeno se conoce como Cleptoplastia.

Lo que Maximilian y Chávez Rosas han demostrado es que una inyección de algas puede proporcionar oxígeno a un organismo que no usa la cleptoplastia de manera natural. Por supuesto, de ahí a que su descubrimiento sea un tratamiento médico hay mucho camino por recorrer. En el futuro, una inyección de algas y una fuente de luz podría servir para evitar daños cerebrales en pacientes de urgencias cuyo corazón se ha parado y no puede proporcionar oxígeno al cerebro. Pero antes hay que solucionar no pocos escollos para esta técnica. La fuente de luz no es uno de ellos. El cuerpo de los renacuajos Xenopus laevis es casi transparente, pero nuestro organismo deja pasar más luz de la que parece y las algas no necesitan mucha iluminación para producir oxígeno. El problema es precisamente controlar esa producción. Poco oxígeno es malo para el cerebro, pero el exceso también puede provocar daños.

De momento, el experimento sí que tiene una aplicación práctica: usar algas para mantener vivas muestras de tejido cerebral hasta que puedan ser estudiadas. [Cell vía The Scientist]



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00