Lima, Perú
+5113014109

James Webb ya vuela hacia la historia

James Webb ya vuela hacia la historia


Tal y como ya te recordamos ayer, hoy ha sido un día clave para el James Webb, el telescopio espacial en el que, durante años, han trabajado las agencias espaciales canadiese, estadounidense y europea. Pasaban algunos minutos de la una del mediodía en la España peninsular, que aún andaba recordando la cena de anoche o ya estaba preparando la comida de Navidad (puede que algunos, incluso, ambas cosas de manera simultánea), cuando finalizaba la cuenta atrás y el cielo de la Guayana Francesa se convertía en un espectador de excepción, una vez más, de la potencia y fiabilidad del Arianne 5.

El interés por el lanzamiento del James Webb se ha podido percibir fácilmente al comprobar, tanto en YouTube como en Twitch, la enorme cantidad de canales que han realizado un seguimiento en directo del mismo y, aunque prácticamente todos han tenido en común la señal de los canales de la NASA, cada medio y divulgador ha aportado su enfoque personal sobre el evento, por lo que ha sido muy interesante ir saltando de unos a otros para tener una perspectiva más amplia no solo del lanzamiento, también de la misión.

En mi caso he alternado principalmente entre dos fuentes, el canal de la NASA en español y el del divulgador Control de Misión, que a su vez estaba empleando la señal de NASA en Español, pero que ha combinado la información de la misión y su habitual entusiasmo por la exploración espacial, con bastante sentido del humor y los nervios por llevar a cabo su primer directo. Personalmente creo que lo ha hecho muy bien, desde aquí mi enhorabuena, ha sido una transmisión tan brillante como el lanzamiento del James Webb.

Era mucho lo que se jugaba en este lanzamiento. Como ya recordamos ayer, este es un proyecto que, desde su puesta en marcha, ha cumplido ya 25 años, un periodo en el que se han ido sumando retrasos (muy al principio, su lanzamiento estaba previsto para 2007) y sobrecostes que casi han multiplicado por 20 los 500 millones que afirmó Daniel Goldin, director de la NASA en aquel momento, que sería el coste del proyecto. Finalmente podemos redondear sus costes en 10.000 millones de dólares que, aún así, siguen siendo una excelente inversión.

Aunque el lanzamiento ha sido un éxito, todavía  quedan muchos pasos hasta que el James Webb esté operativo. Lo primero, claro, es un viaje de 1.500.000 kilómetros, que lo llevará al el punto lagrangiano L2, donde el que el telescopio empezará a describir una órbita de halo. Pero el viaje es solo parte de los preparativos. Para su lanzamiento, ha sido necesario que el James Webb se pudiera alojar en el módulo de carga del Arianne 5, por lo que hay partes del mismo plegadas (como el espejo primario), que deberán desplegarse con el telescopio ya en el espacio.

Así pues, todavía tendremos que esperar alrededor de seis meses hasta que viaje y despliegue completo se hayan completado para que podamos empezar a observar el universo de otra manera, y contar con nuevos datos que nos ayuden a entender mejor el origen del universo. Los instrumentos de medición del James Webb, sumados al enorme tamaño de su primario, serán capaces de explorar el espectro infrarrojo con una precisión nunca vista hasta ahora, por lo que podrán capturarse señales que llevan toda una eternidad cruzando el espacio, quizá con muchos secretos sobre el momento en el que se originaron.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00