Lima, Perú
+5113014109

¿Es ciberseguro teletrabajar?

¿Es ciberseguro teletrabajar?



Volvemos a la normalidad, pero no todos han vuelto a la oficina. Muchas empresas están optando por un modelo híbrido que combina el teletrabajo con la presencialidad. Esta apuesta no está exenta de riesgos ya que al aumentar el teletrabajo crece también las vulnerabilidades de las empresas y los particulares y supone un nuevo reto para todos. Una encuesta realizada por Gartner a 800 ejecutivos de Recursos Humanos a nivel mundial refleja la dimensión alcanzada por el trabajo en remoto. La consultora concluye que el 88% de las organizaciones han alentado o exigido a sus empleados que trabajen desde sus casas.

Aunque las estadísticas sobre el teletrabajo muestran cómo esta modalidad se ha expandido 10 veces más rápido que otras áreas de la fuerza laboral, y que el número de personas que trabajan en remoto ha aumentado en un 140% desde 2005 -lo que a nivel mundial se traduce en que el 52% de los trabajadores trabajan desde casa al menos una vez por semana- el teletrabajo todavía es visto con recelo por muchas organizaciones. El gran número de conexiones abiertas para facilitar la comunicación entre empresa y empleados continúa siendo una prueba de fuego para la capacidad técnica de nuestro tejido empresarial.

Trabajar en casa como si estuviésemos en la oficina es posible gracias a las redes privadas virtuales (VPN) que permiten el acceso a distintos servicios de forma remota. Estas redes sirven para proteger la información que se intercambia entre terminales y servidores, a través de un túnel de comunicación segura entre el ordenador que se está usando (cliente) y el terminal o servidor de la empresa. El nivel de protección se consigue gracias a distintas técnicas de cifrado que tratan de garantizar la integridad y confidencialidad de los datos. Al establecer la conexión, se está permitiendo a un equipo ajeno a la empresa tener conexión directa con la red empresarial.

Teniendo en cuenta la excepcionalidad vivida con la pandemia, muchos de los trabajadores han podido seguir con sus tareas usando sus propios equipos personales lo cual supone una gran vulnerabilidad para la empresa y para el usuario. Utilizan el mismo ordenador se accede a la VPN y al Internet general, desde el que pueden entrar multitud de infecciones, malware y ransomware. No resulta fácil controlar la seguridad de estos PC domésticos y en ocasiones se dan accesos desde más de un dispositivo, complicando aún más controlar la seguridad. La escalabilidad de la infección de un solo equipo es enorme y muy rápida.

La red VPN empresarial es un complemento para facilitar el teletrabajo, pero requiere de otras medidas como barrera contra posibles infecciones. Por ejemplo, “para proteger el ordenador si es doméstico, Panda Dome es una solución integral que funciona como una barrera ante las infecciones o ciberataques que pueden afectar al equipo. Existen distintos tipos de plan, desde el Essential hasta el Advance, que sería el mínimo para un equipo personal desde el que se teletrabaje”, señala Hervé Lambert, Global Consumer Operations Manager de Panda Seucrity.

Panda Dome Premium incluye además Panda VPN Premium, un servicio de VPN con la que poder disfrutar de una total protección cuando se accede a Internet. Este servicio permite una navegación anónima, manteniendo la IP a salvo de miradas indiscretas y permite que el equipo esté libre de cualquier virus o infección.

Consejos para un acceso seguro

Son varios los consejos a tener en cuenta para garantizar un acceso seguro a la red corporativa desde los hogares. “La ciberseguridad es un asunto que va desde los empleados hasta el CEO de la compañía, siendo este un trabajo cooperativo de todos”, recuerda Hervé Lambert. Las empresas deben aprovechar todos los recursos que la tecnología ofrece para asegurar un teletrabajo fiable, sólido y tranquilo. Es igualmente importante que conciencien bien a los empleados sobre los riesgos que entraña el teletrabajo, así como las restricciones de uso de los dispositivos que utilizan mientras trabajan en remoto. No tienen que visitar sitios web sospechosos ni abrir emails de remitentes desconocidos para evitar caer en técnicas de phishing.

Los trabajadores, por su parte, deben estar alertas y extremar todas las precauciones. Por ejemplo, no mantener la conexión VPN activada en todo momento y huir de las redes públicas porque pueden ser un cebo del ciberdelincuente. También es recomendable no compartir las credenciales de acceso al equipo o a la VPN de la empresa y bloquear el ordenador siempre que se vaya a estar un tiempo alejado de él o sin mirar la pantalla.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00