Lima, Perú
+5113014109

¿Es Bitcoin un arma de China contra Estados Unidos?

¿Es Bitcoin un arma de China contra Estados Unidos?



El conocido capitalista de riesgo y cofundador de PayPal, Peter Thiel, mencionó el posible uso de Bitcoin como un arma financiera por parte de China en su lucha contra los Estados Unidos. Sus comentarios encontraron eco, sobre todo, en la prensa conservadora. Bien sabemos que Peter Thiel es claramente pro-cripto, pero, en un evento virtual organizado por la Fundación Richard Nixon, junto a Mike Pompeo, ex secretario de Estado, y Robert O´Brian, ex asesor en Seguridad Nacional, se planeó varios hipotéticos en el contexto de la amenaza china. En otras palabras, el amigo Peter se puso político con nosotros. Ahora bien, ¿Es Bitcoin un arma de China contra Estados Unidos?

Estos comentarios de Peter Thiel obviamente tenemos que analizarlos en contexto. Los títulos que vimos en la prensa, después de sus declaraciones, podrían confundir a más de uno, porque se podría pensar que Peter está haciendo una acusación formal basándose en algún tipo de información de inteligencia privilegiada. Sin embargo, si estudiamos sus palabras exactas, nos damos cuenta que todo fue un gran conjunto de hipotéticos. Es algo así: Bitcoin podría implicar una amenaza al dinero fiat. Pero principalmente al dólar, porque el dólar es el fiat más importante. Por ende, China podría promover Bitcoin (en un futuro hipotético) para promover el fin de la hegemonía del dólar. En consecuencia, apoyar a Bitcoin en ese caso sería un arma financiera contra los Estados Unidos (si China es el promotor). No sé, pero este planteamiento me parece algo rebuscado. Veo mucha politiquería. 

Sigue leyendo: ¿Cuáles son las implicaciones del IPO de Coinbase?

Obvio que la hegemonía del dólar es un dolor de cabeza para la mayoría de los países del mundo. Ciertamente, es muy conveniente contar con una especie de moneda franca mundial. Sin embargo, esto le otorga una gran ventaja a los Estados Unidos. Se usa el dólar por necesidad y conveniencia. Pero bien sabemos que no siempre es un juego limpio. El dólar es la moneda reserva del mundo. Eso quiere decir varias cosas. Normalmente, implica que los Gobiernos cuentan con dólares en sus arcas internacionales. También significa que el dólar domina el comercio internacional. O sea, el dólar estadounidense no es solo la moneda nacional de los Estados Unidos. Es la moneda más importante del mundo por su alta relevancia internacional.

Pero, ¿Por qué? Muchos argumentan que la hegemonía del dólar es una injusta imposición política por parte de las elites. Es decir, es la culpa de los acuerdos de Bretton Woods (1944). Entonces, cualquiera podría pensar que para romper con la hegemonía del dólar lo único que necesitamos es una solución política. La corriente libertaria es particularmente conocida por promover la salida voluntaria. Es decir, el individuo soberano que no compra dólares y escoge por decisión personal usar otras opciones. Oro o Bitcoin, por ejemplo. Otros corrientes promueven la idea de crear una moneda multilateral como alternativa. La solución del bloque europeo, por ejemplo. O la solución planteada por Keynes en Bretton Woods. Una moneda supranacional especialmente diseñada para las transacciones internacionales.

China, Rusia y muchos otros países sueñan con romper la hegemonía del dólar. Pero no es fácil. ¿Por qué? Porque no es un asunto de política solamente. El poder del dólar está relacionado a dos elementos claves: El poder naviero de los Estados Unidos y su poderoso mercado financiero. Es decir, el control de los mares y el control del capital. ¿Por qué un país decide venderle crudo al otro en dólares? ¿Por qué Arabia Saudita, por ejemplo, vende petróleo en dólares? ¿Por Bretton Woods? ¿Por qué la operación no se hace en oro o Bitcoin? La razón es clara. ¿Quiénes son los acreedores de las grandes petroleras? ¿Cuál es la moneda usada por los grandes prestamistas internacionales? El comercio suele preferir trabajar con la moneda usada por sus acreedores. ¿Dónde se busca financiamiento en este planeta? En Wall Street.

Sigue leyendo: ¿El Gobierno es una amenaza contra Bitcoin?

En fin, el acreedor impone la pauta. Los escarabajos del oro buscan a sus inversores en Wall Street. Los chinos buscan a sus inversores en Wall Street. Los Bitcoiners buscan a sus inversores en Wall Street. La inversión requiere capital y el comercio requiere capital. Los países tienen dólares en sus arcas para poder emitir bonos de su deuda en las plazas internacionales. Las grandes empresas cumplen con las reglas de Wall Street para poder acceder al financiamiento de Wall Street. Eso aplica para las navieras, las aerolíneas, las fábricas, los comercios, las petroleras, y los entes gubernamentales. 

Claro que es posible romper con la hegemonía del dólar simplemente no usándolo. Podemos vivir en una isla remota. Podemos usar Bitcoin y vivir la utopía libertaria. ¿Pero quién financiaría nuestros proyectos? ¿De dónde saldría el capital requerido para que el precio suba? Irónicamente, a China no le conviene el colapso del dólar, porque Estados Unidos es su principal socio comercial. De hecho, China es uno de los principales compradores de bonos del Tesoro estadounidense. Y en el mercado financiero chino no podría sostenerse por sí solo sin el apoyo de Wall Street.

Sabemos perfectamente que el dólar es la gallina de los huevos de oro de Estados Unidos. El país se puede dar el gran lujo de pagar sus deudas imprimiendo papel. Los demás países pueden obtener financiamiento en dólares, pero deben realizar sus pagos en dólares. Es decir, en una moneda ajena. O sea, deben pagar deudas con sudor y lágrimas. Estados Unidos lo puede hacer con papel. Más allá de ese gran beneficio, Estados Unidos con frecuencia usa su poder sobre el dólar como arma de agenda política. Me refiero a las sanciones. Bloqueos de fondos a voluntad. Esta es un arma que no tienen los demás países.

Sigue leyendo: ¿Cómo invertir en Bitcoin con el precio por las nubes?

China no es muy amigo de Bitcoin, por el tema de la fuga de capitales. Adicionalmente, obvio que China, como es el caso de casi todos los países, preferiría librarse de la dependencia al dólar. Pero yo diría que Bitcoin no es una de sus primeras opciones. Los chinos han demostrado en muchísimas oportunidades que no apoyan aquello que no pueden controlar. La opción de una criptomoneda estatal con aspiraciones regionales me parece más en concordancia con la línea china. Es decir, un criptofiat regional o multilateral (bajo su control) que le reste poder al dólar en la región.

Respeto y admiro bastante a Peter Thiel como un empresario de gran visión. Sin embargo, ese comentario suyo sobre China hay que juzgarlo en su justa medida. Es decir, como un comentario casual e hipotético en el contexto de un evento de políticos ultra conservadores. Ni más, ni menos.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00