Lima, Perú
+5113014109

El potencial del sector DeFi supone una mayor demanda institucional de tokens de nueva generación

El potencial del sector DeFi supone una mayor demanda institucional de tokens de nueva generación



No se puede negar que en los últimos dos años el sector de las altcoins ha florecido y ha tenido un gran impacto en el mercado de las criptomonedas en general. De hecho, un rápido vistazo a los datos disponibles en Google Trends nos muestra que las búsquedas relacionadas con el término «Ethereum killer» se han disparado en los últimos 90 días, lo que indica un creciente interés entre los inversores en varias altcoins.

En este sentido, algunas criptomonedas, como Cardano (ADA), Solana (SOL), DOT de Polkadot y Terra (LUNA), han tenido un gran impulso en el mercado recientemente. SOL, en particular, ha hecho girar muchas cabezas entre los inversionistas, gracias en gran parte a su más reciente repunte, que vio a la criptomoneda subir a pesar de que el mercado experimentó una venta masiva.

Además, hay otras redes que han demostrado ser muy prometedoras. Por ejemplo, tras la finalización de su publicitada bifurcación Alonzo, Cardano también ha sido capaz de registrar ganancias sustanciales, registrando cifras de +70% y +1,200% en los últimos 90 y 180 días, respectivamente. 

La demanda de tokens de nueva generación se dispara

Para tener una mejor idea de lo que los desarrollos mencionados significan para el mercado en general, Cointelegraph se puso en contacto con Antoni Trenchev, socio gerente y cofundador de la plataforma de préstamos Nexo. En su opinión, hay una creciente demanda institucional de monedas como SOL de Solana y el token LUNA de Terra, algo que se hace evidente por el hecho de que ambos activos han sido capaces de hacerse un hueco en la lista de las 15 principales criptomonedas por capitalización total del mercado. Trenchev dijo a Cointelegraph:

«Esto es un reflejo de que las empresas están profundizando en el cripto. Durante los dos primeros meses de 2021, grandes instituciones como BlackRock, Square y MicroStrategy apenas estaban sumergiendo sus pies en Bitcoin. Ahora han probado sus beneficios y buscan aprovechar el potencial sin explotar de las prometedoras cadenas de bloques y monedas DeFi que podrían producir mayores rendimientos».

Trenchev destacó que tales desarrollos sugieren que el mercado de criptomonedas puede estar actualmente en medio de una «alt season»; sin embargo, lo que es diferente esta vez es que las monedas establecidas como ETH y Bitcoin (BTC) están mostrando un mayor nivel de estabilidad en comparación con algunos de estos activos más nuevos. «Piensa en la situación actual como si la temporada alt se encontrara con el interés institucional, y sí, creo que veremos más y más tendencias como esta en el futuro», dijo.

La estabilidad que aportan estas instituciones se hizo bastante evidente el 16 de septiembre, cuando Solana experimentó una importante interrupción en la que, en lugar de entrar en un frenesí de ventas inducido por el pánico, SOL apenas perdió valor, cayendo menos del 10%.

La carrera de Solana pone al mercado sobre aviso

A principios de este mes, los traders institucionales acudieron en masa a Solana, puesto que la demanda de exposición a Ether y Bitcoin (BTC) parecía estancada. En este sentido, durante la primera semana de septiembre, los productos de inversión centrados en SOL representaron la friolera del 86.6% del total de entradas semanales en el mercado de inversiones en criptomonedas.

Más concretamente, según los datos facilitados recientemente por la empresa de gestión de activos digitales CoinShares, los productos de inversión combinados de SOL registraron entradas superiores a los USD 49.4 millones entre el 6 y el 10 de septiembre. No sólo eso, para la semana, SOL vio un aumento del 275% entre semana en su valor, lo que representa el 86.6% de la entrada total de capital en el sector de la inversión en criptomonedas.

Por último, otros productos de activos digitales también han seguido viendo importantes entradas de dinero por cuarta semana consecutiva, con la demanda de diferentes altcoins superando fácilmente a la de los productos de BTC, siendo este último sólo testigo de entradas mínimas de USD 200,000. Por ejemplo, cabe destacar que durante la primera quincena de septiembre, los productos multiactivos, XRP, DOT de Polkadot y Bitcoin Cash (BCH) fueron capaces de registrar considerables entradas financieras de USD 3.2 millones, USD 3.1 millones, USD 1.7 millones y USD 600.000, respectivamente.

Los proyectos «no descubiertos» despiertan el interés institucional

Kadan Stadelmann, director técnico del proveedor de soluciones de infraestructura blockchain de extremo a extremo Komodo, dijo a Cointelegraph que el aumento de la demanda de proyectos no descubiertos no es nada nuevo para el mercado de criptomonedas. Sin embargo, lo que separa esta vez de los ciclos anteriores es la gran cantidad de capital que fluye de las instituciones. Dijo:

«El riesgo es que esto conduzca a ciclos de mercado más rápidos para criptomonedas específicas que son valores atípicos de los movimientos generales del mercado. Vemos un FOMO extremo y subidas de precios, seguidas de una gran venta y caída de precios. Con SOL, en particular, los precios han bajado un 20% esta semana. Eso no significa que no vaya a volver rápidamente a su máximo histórico. Es sólo que la gente que es nueva en el mundo de las criptomonedas debería ser consciente de que la volatilidad es algo normal».

Por último, haciéndose eco de la opinión de Trenchev, Stadelmann cree que a medida que avancemos hacia un futuro cada vez más descentralizado, será más común ver un fuerte aumento en el precio de diferentes altcoins. «Cientos de proyectos DeFi están volando bajo el radar. Muchos de estos proyectos tienen una tecnología sólida y pueden ganar un impulso de precios al alza una vez que las instituciones reconozcan su potencial», dijo.

El aumento de las altcoins es justificable

Una de las razones fundamentales que subyacen al ascenso de muchas de las altcoins mencionadas ha sido la falta de escalabilidad que ofrece la red Ethereum. En este sentido, a pesar de todas sus recientes actualizaciones funcionales, la plataforma sólo es capaz de procesar alrededor de 15-25 transacciones por segundo en su estado actual, ofreciendo una capacidad de rendimiento extremadamente baja.

No sólo eso, aunque la recientemente concluida bifurcación London se diseñó para ayudar a regular las crecientes tarifas de gas de Ether (después de que las tarifas subieran hasta 40 y 70 dólares a principios de este año durante el primer y segundo trimestre, respectivamente), la cifra todavía parece rondar el rango de 15 a 20 dólares, lo que es bastante alto para el cliente promedio de Ethereum. 

Además, durante las horas de mayor tráfico, la acuñación de un token no fungible (NFT) en la red Ethereum puede costar hasta 3 ETH, lo que, en muchos casos, puede suponer un precio mayor que el propio NFT. Por otro lado, Solana, así como muchos otros proyectos, no sólo ofrecen velocidades de transacción más rápidas, sino también precios de gas mucho más bajos, lo que permite la emisión más económica de NFT.

Con Ethereum preparándose para hacer su transición a un marco de prueba de participación, se espera que una vez que el cambio se haga finalmente, la plataforma sea capaz de procesar hasta 100,000 transacciones por segundo. Sin embargo, hasta que llegue ese día, parece que una lista cada vez mayor de plataformas con contratos inteligentes puede seguir comiendo la gigantesca cuota de mercado de Ethereum.

¿Está Ethereum a punto de ser eclipsado?

La última revisión de Ethereum, la importantísima bifurcación London, que, por cierto, contenía actualizaciones cruciales como la Propuesta de Mejora 1559 de Ethereum, debía desplegar un nuevo mecanismo de fijación de precios de las transacciones para la red, lo que provocó que el ecosistema se volviera deflacionario por naturaleza. 

Datos disponibles sugieren que ya se han quemado más de 336,000 tokens ETH, y que la tasa de quema actual es de 4.9 ETH por segundo o de unos 2.7 millones de tokens de ETH al año, lo que básicamente llevaría la tasa de crecimiento de la oferta anual del proyecto al 2.3% y su emisión a unos 5.3 millones de tokens al año.

Además, Ethereum no es el único proyecto que hace uso de este tipo de configuración deflacionaria, ya que se sabe que Solana también quema el 50% de sus tarifas de transacción para regular el suministro de su token nativo SOL. Khalid Howladar, presidente de MRHB DeFi, una plataforma de finanzas descentralizadas que cumple con la sharia, dijo a Cointelegraph:

«Aunque está claro que Ethereum es la actual columna vertebral de contratos inteligentes del ecosistema DeFi, Solana está emergiendo como un sólido competidor con un potencial mayor. Factores clave como el coste y la velocidad hacen que Solana se convierta en un sólido competidor de la posición de Ethereum tanto en el ámbito del dinero programable (DeFi) como en el de los medios programables (NFT)».

En opinión de Howladar, las instituciones apenas se están mojando los pies cuando se trata de DeFi, y por lo tanto, los próximos meses podrían ser extremadamente interesantes en términos de cómo se involucran más. «Si las plataformas de DeFi pueden garantizar de algún modo aspectos básicos como la protección del consumidor mediante un sistema descentralizado de KYC y AML, reducirán en gran medida la cuota de mercado de los bancos, especialmente a medida que se consoliden los sistemas económicos entre pares», afirma.

En el futuro, será interesante ver si Ethereum es capaz de mantener sus actuales niveles de dominio, especialmente a medida que una creciente lista de alternativas habilitadas por contratos inteligentes sigue ganando tracción en el mercado.

Sigue leyendo:



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00