0
Lima, Perú
+5113014109

Consejos para aprovechar el control parental de tu FRITZ!Box

Consejos para aprovechar el control parental de tu FRITZ!Box


El control parental es una de las herramientas más importantes, y más útiles, que incorporan los routers FRITZ!Box, ya que nos ayudarán a proteger, de una manera sencilla y efectiva, a los más pequeños de la casa.

Como su propio nombre indica, el control parental es una herramienta que nos permite introducir limitaciones concretas que afectarán, de una manera específica, al uso de que nuestros hijos hacen de la conexión a Internet. Así, por ejemplo, podremos limitar no solo el tiempo que pasan conectados, sino también fijar una franja horaria y establecer barreras que les impidan acceder a determinados contenidos, y a ciertas páginas web.

AVM ha implementado el control parental de una manera plena, pero al mismo tiempo ha sabido adoptar una interfaz sencilla e intuitiva, lo que hace que podamos utilizarlo sin esfuerzo, incluso aunque no tengamos conocimientos avanzados de informática, ya que podemos acceder a él a través de la interfaz del router, y todo el proceso de configuración es visual y muy fácil de interpretar. Con todo, si tienes dudas, siempre puedes seguir este tutorial de AVM.

control parental

Recomendaciones para aprovechar el control parental de tu router FRITZ!Box

Utilizar el control parental con un router FRITZ!Box es muy fácil, pero si quieres aprovecharlo al máximo es importante que sigas al pie de la letra estos tres consejos, ya que te ayudarán a aumentar su efectividad.

  1. Crea filtros de páginas web: esta es la manera más sencilla, y efectiva, de evitar que nuestros hijos puedan acceder a contenidos inapropiados. Seamos sinceros, no podemos estar siempre pendientes de lo que hacen nuestros hijos, y mucho menos llevar un seguimiento continuado de los lugares que visitan en Internet. Crear una lista negra nos ayudará a vetar ciertas páginas web. En caso de que queramos permitir solo el acceso a unos pocos sitios concretos, lo ideal es utilizar listas blancas, donde introduciremos únicamente aquellas que sí pueden visitar. El resto se verán bloqueadas.
  2. Protege el acceso al FRITZ!Box: para evitar que tus hijos puedan entrar al router y cambiar los ajustes del sistema de control parental, es importante que utilices un usuario y una contraseña que ellos no conozcan, y que no la dejes en ningún lugar visible. En este caso, debes establecer el acceso con una única contraseña.
  3. Asegúrate de establecer las limitaciones adecuadas: y me refiero tanto a las horas de uso como a las franjas horarias estipuladas, y obviamente también a los dispositivos que son objeto de dicha limitación. Por ejemplo, si no quieres que tu hijo juegue al PC por las noches, debes bloquear el acceso de dicho equipo a Internet en la hora indicada, pero también el de otros dispositivos con los que pueda cederle conexión a Internet al PC y superar esa limitación, como su smartphone, por ejemplo.

Es conveniente que realices un seguimiento continuado de la evolución de las medidas de control parental que has adoptado para ver que siguen en vigor, y que siguen siendo apropiadas. Por ejemplo, si le regalas un smartphone nuevo a tu hijo, tendrás que añadirlo al sistema de control parental, y lo mismo aplica a cualquier otro nuevo dispositivo que se conecte a Internet.

Por otro lado, recuerda que puedes utilizar el control parental como un sistema para crear «premios» con los que recompensar la buena conducta de tus hijos. Así, por ejemplo, si tienen limitado conectarse a Internet a partir de las 21:00 horas, puedes darles un «premio» permitiéndoles conectarse entre las 21:00 y las 22:00. Podrás establecer esa excepción sin problema a través del sistema de control parental, y elegir los dispositivos que podrán utilizar ese «premio».

Contenido ofrecido por AVM FRITZ!



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00