Lima, Perú
+5113014109

Cómo es tener una langosta como mascota

Cómo es tener una langosta como mascota


Imagen para el artículo titulado Tras los pasos de Tenacitas: Qué pasa exactamente si decides adoptar una langosta como mascota

Captura de pantalla: Los Simpson / YouTube

Hay un capítulo de los Simpson absolutamente mítico en el que Homer compra una langosta para engordarla y comérsela pero acaba encariñándose con el animal y adoptándolo como mascota. La cuestión es ¿Se puede hacer? El YouTuber Brady Brandwood lo ha probado, y es inesperadamente satisfactorio.

Para decepción de todos, Brandwood no ha llamado a su langosta (un bogavante, en realidad) Tenacitas, ni Señor Tenazas ni Pinchy (en la versión inglesa), pero que ello no te haga desdeñar el sorprendente empeño de este aficionado a los acuarios con Leon, que es como ha bautizado a su nuevo compañero.

Desplazarse al vivero de marisco de turno y elegir la langosta es la parte más fácil. El problema es que una langosta no es algo muy indicado para los novatos de la acuariofilia. El animal necesita agua salada, pero no basta con echarle sal a ojo como hacía el bueno de Homer. Cada especie de crustáceo necesita unas condiciones muy específicas de salinidad, temperatura, PH y equilibrio químico en el agua. Los expertos recomiendan “medir constantemente los niveles de pH, KH, NH3/NH4, NO2, NO3, PO4, CA y MG”, y yo apenas se lo que significan la mitad de estas siglas.

Además hace falta un sustrato especial, filtros adaptados al agua salada… Eso por no mencionar que mejor no pongas a la langosta con ningún otro animal a menos que quieras que le sirva de cena. Por fortuna para Leon, Brandwood es un experto en la materia que ya ha tenido en casa otros animales marinos muy poco convencionales como medusas, así que al menos el tanque con todo el equipamiento necesario, y los conocimientos básicos para que la langosta no enferme por la calidad del agua ya los traía de casa.

El proceso de adaptación de Leon a su nuevo hábitat es fascinante. Las langostas comestibles suelen venderse con las pinzas sujetas mediante bandas de goma. El problema es que los animales suelen pasarse semanas con esas bandas impidiendo que abran sus pinzas, por lo que al retirarlas, Leon las tenía atrofiadas. Sus pinzas y patas secundarias también estaban débiles por la falta de alimento y el hacinamiento. La langosta tarda dos semanas solo en recuperar la movilidad.

Una vez recuperado, el animal es más activo de noche. Acostumbra a mover de sitio las piedras y las cáscaras de los moluscos que se ha comido, y hasta se acicala meticulosamente después de cada comida como si fuera un gato. En ese tiempo también ha contribuido a dejar el acuario limpio como una patena y Brandwood ya está pensando en comprar uno nuevo más grande.

Tener una Tenacitas en casa, en definitiva, no es algo al alcance de cualquiera. Cada especie requiere de unas condiciones específicas diferentes, y es una mascota tan poco común que existe poca literatura al respecto. Eso por no mencionar que una vez recupera la movilidad de las pinzas y la fuerza de sus músculos no es una mascota a la que quieras ponerte en el regazo.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00