Lima, Perú
+5113014109

clonar a tu mascota famosa cuando muere

clonar a tu mascota famosa cuando muere


Imagen para el artículo titulado La última moda en Instagram: clonar a tu mascota famosa cuando muere

Foto: Sonyworld / Pixabay

La revista Input ha publicado un terrorífico reportaje sobre los instagrammers que clonan genéticamente a sus perros o gatos tras su muerte, especialmente los que estaban generando ingresos con las fotos de su mascota.

El primer caso que menciona Input es el de @wander_with_willow, un híbrido de perro y lobo con 140.000 seguidores en Instagram que murió en 2018 atropellado por un coche. Destrozada, su dueña, la californiana Courtney Udvar-Hazy, acudió a una compañía de Texas llamada ViaGen para clonarlo.

Si entras en la cuenta, verás a un perro idéntico jugando en la nieve. Es Phoenix, una copia genética de Willow, y solo uno de los seis cachorros que resultaron de la clonación. Courtney regaló los otros cinco a sus amigos, pero a veces sube fotos de los perros jugando juntos.

“La gente dice que tengo perros zombis, o me llaman rica pirada”, dijo la instagrammer a Input. “Al principio me dolía”.

Courtney no está sola. El equipo detrás de @tinkerbellethedog, una perrita papitese (cruce de papillón y bichón maltés) con más de 510.000 seguidores en Instagram, reveló en 2019 que había almacenado el ADN de Tinkerbelle para su clonación. En este caso, fue una colaboración pagada por ViaGen.

No hace falta esperar a la muerte. La cuenta @ipartywithbrucewayne, que tiene 55.000 seguidores, sigue las aventuras de cuatro chihuahuas clonados y el perro original, Bruce, que está vivo. Cuentas más pequeñas, como @clash_of_the_clones, @the_peanut_clones y @baxter_the_clone, dicen abiertamente que los perros que exhiben son réplicas genéticas.

También hay gatos clonados. Kelly Anderson (@adogandacat) sufrió la pérdida de su gata Chai en 2017, seguida de la pérdida de “muchos followers y mucho engagement” en Instagram. Entonces decidió clonarla, pagando el tratamiento con ayuda de su familia. Hicieron falta unas cuantas rondas de fecundación in vitro para producir un clon de su nueva gata, Belle, que nació el año pasado, pero gracias a ella está recuperando seguidores en la red social.

Todos estos animales fueron clonados por ViaGen. La empresa es famosa por haber producido una réplica de la perra de Barbra Streisand en 2018. El proceso es similar a una fecundación in vitro. Los embriones se crean a partir del material genético en un plato de laboratorio, y se transfieren a un animal para su gestación subrogada. El servicio cuesta entre 35.000 y 50.000 dólares.

Si ya existe un debate sobre las implicaciones éticas de los vientres de alquiler entre humanos que dan su consentimiento, las de este servicio comercial que utiliza animales para producir clones prometen un debate aún más acalorado. Especialmente si tenemos en cuenta la cantidad de perros y gatos que se abandonan cada año (6,3 millones en Estados Unidos, 300.000 en España).

“Si alguien se ganaba la vida con su mascota y de repente su mascota se va, ¿qué hace?”, dijo una portavoz de ViaGen a Input. La compañía suele organizar conferencias con influencers de mascotas para señalarles este punto. “Todos quedan asombrados”.

ViaGen no permite a sus clientes revelar el número de rondas de fecundación in vitro que hicieron falta para producir sus mascotas clonadas, y aclara: aunque puedan ser físicamente idénticas, no son reencarnaciones de las mascotas originales y tendrán su propia personalidad.





Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00