Lima, Perú
+5113014109

Bennu: ¿Colisionará finalmente con la Tierra?

Bennu: ¿Colisionará finalmente con la Tierra?


Si no has escuchado hablar de Bennu anteriormente, lo primero que quiero hacer es felicitarte: has logrado mantenerte fuera del alcance de redes sociales y medios. Si es porque has estado de vacaciones, espero que las hayas disfrutado, y te prometo que lo último que deseo es arruinarte la vuelta a la normalidad contándote que hay un asteroide que podría colisionar con nuestro planeta. Si te vas de vacaciones, sin embargo, la envidia hace que me sienta un poco menos culpable de contarte esto.

Ahora hablando en serio, en los últimos días se ha hablado mucho de Bennu, y especialmente desde la convocatoria, por parte de la NASA, de una rueda de prensa el pasado día 11, en la que dio algunos datos bastante interesantes sobre este asteroide, que desde hace ya tiempo forma parte de la lista de los objetos potencialmente peligrosos, es decir, aquellos cuya trayectoria podría llegar, en algún momento, a ponerlos en rumbo de colisión con nuestro planeta.

Seguramente en este momento haya que algún que otro misántropo frotándose las manos, ante la dulce perspectiva de un asteroide colisionando con la Tierra y acabando con la especie humana, no en vano, la respuesta «Ojalá un meteorito» es recurrente en las redes sociales. Sin embargo, para su pesar y la alegría general, hay determinados aspectos relacionados con Bennu a tener en cuenta antes de dejarse llevar por el miedo.

Lo primero es que hablamos de un asteroide del que ya tenemos mucha información, y en septiembre de 2023 obtendremos todavía más. Y es que a lo largo de los últimos años OSIRIS-REx, una sonda lanzada por la NASA, ha acompañado a Bennu, permitiendo trazar su trayectoria con un nivel de precisión nunca visto hasta ahora. La sonda ya se separó de Bennu el pasado 10 de mayo y vuela de vuelta hacia la Tierra, con algunas muestras del asteroide que permitirán saber aún más de su composición.

Sea como fuere, datos recopilados por la sonda, la red de espacio profundo de la agencia espacial estadounidense y modelos informáticos complejos para intentar calcular la trayectoria futura de Bennu, y el resultado de los cálculos nos indica que sí que es importante mantener la atención y, aunque con mucho plazo todavía por delante, plantearse posibles medidas ante la amenaza que puede llegar a plantear. Con estas herramientas han podido realizar una proyección que llega al año 2300.

¿Colisionará finalmente Bennu con la Tierra?

En dicho análisis se han planteado varias fechas, como el 24 de septiembre de 2182, cuando la probabilidad de una colisión sea de 1 entre 2700. O el año 2300, cuando existe una probabilidad entres 1.750 de que Bennu se estrelle con la Tierra. Son márgenes bastante bajos, pero que no obstante no deben ser tomados a la ligera.

Sin embargo esta es solo parte de la historia, pues lo cierto es que estos cálculos no son totalmente precisos. ¿Por qué? Pues porque hay una fecha en la que todo esto puede cambiar por completo. El 25 de septiembre de 2135 Bennu se acercará lo suficiente a la Tierra como para que la gravedad de nuestro planeta pueda afectar a su ruta. Es imposible determinar si esto ocurrirá, pero en caso de que así sea, si la gravedad de la Tierra modifica la trayectoria del asteroide, los resultados son totalmente imprevisibles.

La colisión de Bennu, por otra parte, no significaría necesariamente la extinción del ser humano. Con su tamaño, de alrededor de 500 metros de diámetro, podría llegar a destruir por completo un pequeño país y modificar el clima y las condiciones atmosféricas por un periodo que podría llegar a extenderse varios años. Una vez más, lo siento por los misántropos, pero incluso en el peor de los casos, perduraríamos.

 

Más información: NASA



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00