Lima, Perú
+5113014109

así es la experiencia de realidad virtual de Zero Latency

así es la experiencia de realidad virtual de Zero Latency


Pum, pum.
Imagen: Zero Latency

“Ey, soy tu ángel de la guarda. ¿Estás vivo?” Así empieza Far Cry VR: Dive Into Insanity, la nueva experiencia en realidad virtual que ha desarrollado Ubisoft de la mano con Zero Latency y que se estrenará el próximo 1 de julio. En Gizmodo hemos tenido la oportunidad de probar este nuevo juego de realidad virtual y te vamos a contar cómo ha sido nuestra experiencia.

Para empezar, aclaremos dónde podrás disfrutar de Far Cry VR: Dive Into Insanity, porque no se trata de un juego al uso que puedas probar desde tu sofá. Si quieres jugarlo, tendrás que ir a uno de los centros de Zero Latency, una cadena que ofrece diversas experiencias de realidad virtual en más de una veintena de países. En España hay centros de Zero Latency en Madrid, Barcelona, Málaga, Zaragoza y Bilbao.

Cuando decimos que no se trata de un juego al uso es porque tendrás que desplazarte físicamente por una habitación gigante para que se mueva tu personaje dentro del propio juego. Te tocará llevar a cuestas unas gafas de realidad virtual con sus auriculares correspondientes, un pequeño ordenador dentro de una mochila (que se encargará de la parte del procesado gráfico de las gafas), y un rifle con el que dispararás. Ninguno de los elementos es especialmente pesado, pero comprobarás que después de los 30-40 minutos que dura la partida, tus brazos y tus piernas comienzan a notarlo. Ah, y prepárate también para sudar. Una vez equipado, comienza el juego.

El equipo parece sacado de la película Starship Troopers.

El equipo parece sacado de la película Starship Troopers.
Imagen: Zero Latency

Como puedes imaginar al ver cuánto dura una partida, la historia de Far Cry VR no es que vaya a estar muy desarrollada. Pero tampoco importa mucho. Todo lo que tienes que saber es que te va tocar abrirte paso a tiros por una isla paradisíaca y que te tendrás que enfrentar a Vaas Montenegro, el sádico villano que aparecía en el videojuego Far Cry 3. Atravesarás junglas, templos en ruinas y cuevas psicodélicas en un viaje repleto de acción.

Hay que reconocer que el juego no cuenta con demasiadas mecánicas diferentes. A medida que vamos avanzando por distintos escenarios, comienzan a llegar oleadas de enemigos y no podremos avanzar a la siguiente pantalla hasta que no lidiemos con todos ellos. Armados con un AK 47 o una ballesta —que podrás alternar a tu antojo— tendremos que movernos por las coberturas distribuidas por el mapa para no morir, aunque si te causan demasiado daño todo lo que ocurre es que tu pantalla se vuelve gris durante unos segundos y no puedes disparar. Eso sí, si mueres mucho se acabará notando en tu puntuación final, así que tómatelo en serio.

No todo van a ser tiros…
Imagen: Zero Latency

Pero aunque las mecánicas sean simples o no haya un gran arsenal donde elegir, la sensación de inmersión es total. Hace un año y medio probé otro juego de zombies en Zero Latency y, aunque la experiencia en sí me pareció divertida, el apartado gráfico dejaba mucho que desear. Esto no es lo que ocurre con el Far Cry VR, donde se nota que han diseñado todo con mucho más mimo. De hecho, hay momentos en los que dan ganas de quedarse embobado mirando todo lo que está a tu alrededor.

Aunque técnicamente puedes jugar solo (como hice yo), los mapas y el número de enemigos han sido claramente pensados para ser afrontados en grupo. Coordínate con tus amigos y grítales órdenes por el micrófono hasta acabar con todos los malos. Además, luego te puedes picar por ver quién se ha llevado la mejor puntuación.

En resumen: no se trata de un juego de realidad virtual que te vaya a quitar el hipo ni que te asegure decenas de horas de diversión, pero sí que es una experiencia bastante divertida en la que invertir una tarde con amigos. La experiencia cuesta 39 euros por persona en Madrid y 29,95 euros en el resto de centros de España.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00