Lima, Perú
+5113014109

así es como NO debes usar nunca este servicio

así es como NO debes usar nunca este servicio


Starlink, el servicio de Internet vía satélite de SpaceX, me provoca sentimientos encontrados. Por una parte, es indudable que alcanzar la conectividad global de alta velocidad es algo positivo, muy positivo. Todavía, aunque a muchos les cueste creerlo, quedan muchos lugares con conectividad limitada, de baja velocidad, inestable y, además, bastante cara. Y eso por no hablar de lugares aún más recónditos, en los que directamente no es posible conectarse a Internet. En este sentido, Starlink puede suponer una solución perfecta.

Por otra parte, sin embargo, tenemos los problemas de los que ya hemos hablado en algunas ocasiones. Desde los problemas que la constelación de satélites de Starlink plantea a los astrónomos hasta las funestas consecuencias que podría tener la colisión de cualquiera de sus satélites con algún otro objeto, algo que podría dar lugar a una reacción en cadena que se traduciría en un fenómeno similar al que ya nos mostró, con matices cinematográficos, claro, Alfonso Cuarón en Gravity.

Eso por no hablar de la capacidad del ser humano para sorprendernos, algo que olvidamos de vez en cuando pero que sigue estando siempre muy presente. Y como muestra de ello, la California Highway Patrol de Antelope Valley ha compartido en su perfil de Facebook una publicación con dos imágenes que, sin duda, nos demuestran que la capacidad de innovar es una constante en el ser humano, y que en muchas ocasiones dicha innovación es, cuanto menos, cuestionable.

Starlink: así es como no debes usar este servicio

Sí, has visto bien, el propietario del vehículo llevaba una antena de acceso a Starlink en el capó del coche, justo frente al parabrisas del mismo. Y en primera instancia cabría entender que la puso ahí con el coche detenido para conectarse a Internet, pero al leer el testimonio de los agentes involucrados se deduce que no fue así, que la antena se encontraba fijada en el vehículo y que su propietario circulaba de esa guisa, al punto que, al ser preguntado por los agentes, reconoció que la antena le restaba visibilidad especialmente en los giros a la derecha.

«Sí, de hecho es ilegal montar una antena parabólica en el capó de su vehículo, obstruyendo su vista bajo la sección 26708 (a) (2) del Código de Vehículos de California«, podemos leer en la publicación de Facebook. «Tampoco puede colgar cosas de su espejo retrovisor, montar un GPS o teléfono celular en un lugar no aprobado en su parabrisas«. Cabe entender que en la norma no se menciona específicamente la instalación de antenas parabólicas en el capó del coche, pero se agradece que la norma sea lo suficientemente amplia como para velar frente a estas situaciones.

Es cierto que, en su momento, Elon Musk afirmó que el sistema de conectividad de Starlink podría llegar a emplearse en vehículos, si bien es importante recordar que aclaró que no se refería a coches, sino a vehículos de gran tamaño en los que, obviamente, la antena no planteara un problema de seguridad, ya sea por restar visibilidad, por la posibilidad de que se desprenda, etcétera.



Enlace fuente

Post Relacionados
× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 09:00 to 18:00